Menu
header photo

Templo Dragón

Templo de la Tradición Nativista Correlliana, de la Religión Wicca; en México y en el Mundo Entero

Gnomos

Probablemente el vocablo gnomo proviene de la palabra “genomus” que significa “nacido de la tierra”. Se trata de seres similares a los duendes, aunque son afines a espacios más agrestes. Trabajadores, amables y sabios, se los considera protectores de la naturaleza en su totalidad. Se les atribuye también el don de la telepatía y un olfato hipersensible, por lo que pueden ver más allá de lo visible.
 
Gnomos antiguos
De color oscuro habitan cuevas en colinas y acantilados. Se les atribuye la capacidad de controlar las fuerzas de la naturaleza, atesorando saberes relacionados con aludes, terremotos y toda suerte de cataclismos.
 
Gnomos indesprendibles
Viven dentro de las rocas, y se alimentan de la energía que de ellas se desprende, por lo tanto no pueden separarse de ellas.
 
Kobolds y Ekecos
Habitan objetos que pueden ser fabricados con el hombre. Estos objetos reciben el nombres de vehículos y si se rompen, los kobolds pueden llegar a morir haciendo antes, infinitos destrozos.
 
Los ekekos son similares a los kobolds pero además de introducirse en objetos también pueden hacerlo en las casas. Se trata de seres egoístas que suelen ser violentos por naturaleza de manera tal que todas sus acciones son generalmente malignas.
 
Gnomos mineros
Poseen un gran poder mágico y viven en el centro de la tierra. Entre estos, se encuentran los korreds solitarios y huraños, prefieren no entrar en contacto con los humanos, y los krreds que se dedican a la construcción y son mucho más sociables.
 
Normalmente no habitan en la superficie de la tierra, sino en el subsuelo son muy parecidos a los duendes o enanos que viven en las profundidades de la tierra, en minas y conociendo fantásticos secretos sobre tesoros u otros conocimientos.
 
Velan por la tranquilidad de la naturaleza. Pueden hacerse invisibles si así lo desean. Se los confunde con los Elfos, su altura es de 20 cm. o menos, poseen una larga barba blanca. Existen también mujeres gnomos (gnómidas), usan faldas oscuras y sombreros de color verde, los hombres lo usan rojo.
 
La hembra gnomo sólo es capaz de fecundar una vez en su vida, ambos son amigables con el ser humano.
 
  • Los GNOMOS son de tamaño y forma “terrena” en su naturaleza.
  • No pueden volar y pueden quemarse con el fuego.
  • Envejecen como nosotros.
  • Mantienen la estructura física de la tierra y trabajan con ella.
  • Si abusamos de nuestro cuerpo, abusamos del elemental asignado para su cuidado.
  • Son los seres de la artesanía. Le dan calor y forma a las flores y plantas.
  • Guardan los tesoros de la tierra y tienen tendencia a prestar ayuda a los humanos para encontrar esos tesoros (cristales, piedras con energía o el oro que encontramos en el interior de nuestras vidas).
  • Nos ayudan a tener los pies bien puestos sobre la tierra.
  • Se los invoca con los pies descalzos, tocando la tierra. Durante la tarde.
  • Esta invocación ayuda a la adquisición de riquezas y bienes materiales.
  • Invócalos siempre pidiendo estas riquezas para el mundo, para quienes necesitan, para los más próximos.
  • No pidas sólo para ti pues puede pasar exactamente lo contrario de tu pedido.
  • Fecunda una vez en su vida.
  • Ambos son muy amigables, trabajadores, alegres y muy sabios.
  • Poseen conocimientos curativos que los empleen entre ellos y con la naturaleza que los rodea. Son agresivos con los que profanan sus hogares o los ofenden.
  • Conocen todo sobre la magia y la hechicería. Además de tener muy desarrollado el olfato se guían por la telepatía.
Hay algunos gnomos que viven en las profundidades de la tierra que no les gusta el contacto con los humanos, hay otros: los constructores que si conviven con los hombres. Hay otros gnomos de tez y cabello oscuro que son capaces de predecir terremotos, o movimientos terrestres, viven en cuevas. Otros viven dentro de las piedras u otros minerales.
 
Es muy posible que hallan escuchado innumerables leyendas sobre estos seres, muchas de ellas malas, relacionándolos con el mal y la destrucción, sin embargo los gnomos están llenos de sabiduría, abundancia y armonía, la cual puedes aprovechar si logras invocar alguno.
 
Pasos para invocar gnomos.
Para llamar un gnomo u otro elemental de tierra a tu hogar debes seguir ciertos requerimientos que serán numerados a continuación. También hay que recordar que los elementales son seres de otro plano y no se dejaran ver a menos que ellos lo deseen, por esa razón se debe ser muy respetuoso con ellos.
 
1) El lugar.
Para contactar con un elemental de tierra como lo son los gnomos, debes estar en un sitio amplio y tranquilo en lo posible rodeado de plantas.
2) La estación.
El tiempo propisito para invocar elementales de este tipo es en invierno, sin embargo también se puede hacer en otras épocas del año.
3) La hora
Generalmente los gnomos, duendes, trolls, etc... toman su poder de la luna, por eso se recomiendo hacer el ritual cuando se halla escondido el sol.
4) Ofrendas.
Los gnomos se sentirán atraídos si usted les ofrece algún tipo de regalo, coloque sales minerales, piedras o monedas, con eso bastara.
5) Oración.
Rey invisible que has tomado la Tierra por sostén, que has abierto los abismos para henchirlos con tu potencia; tú, cuyo nombre hace temblar las bóvedas del mundo; tú, que haces correr los siete metales por las venas de la tierra; Monarca de las siete luces, remunerador de los obreros subterráneos, llévanos al aire deseable y al reino de la claridad. Nosotros Velamos y trabajamos sin descanso, buscamos y esperamos por las trece piedras del Círculo Sagrado, por los tesoros que están enterrados, por el clavo de imán que atraviesa el centro del mundo. Señor de la tierra: ensancha nuestros pechos, levanta nuestras cabezas; engrandécenos. !Estabilidad y movimiento¡ !Día envuelto en la noche¡ ¡Blancura perfecta! ¡Oscuridad velada por la luz! ¡Esplendor Dorado! ¡Corona de vivientes y melodiosos diamantes! Tú, que llevas el cielo en tu dedo como una sortija de zafiro; tú, que escondes bajo tierra, en el reino de la pedrería, la simiente maravillosa de las estrellas, vive, reina y sé eterno dispensador de las riquezas de las que nos hemos hecho guardianes. !Ayúdanos.
Yo (nombre y apellido) otorgo estas ofrendas al rey Ghob y a todos los elementales de tierra, les pido que vengan a mi hogar, aquí serán bienvenidos.
 
 
Fuente: Enseñanzas al Corazón

Go Back

Comment