Menu
header photo

Templo Dragón

Templo de la Tradición Nativista Correlliana, de la Religión Wicca; en México y en el Mundo Entero

Sol en Aries 21 Marzo - 20 Abril

El Sol ya ha entrado al signo de Aries, y desde ayer han empezado a celebrar sus inicios de rueda personal.

Les comparto estas hermosas palabras de mi querida Giovanna Flores, la mejor astrologa que ha tenido México, a la cual honro como un amado ancestro.

"El Carnero de fuego irrumpe entre las olas, lanzándose hacia la arena dorada de la playa..."

Sus músculos son fuertes y elásticos, corre embistiendo con la cabeza gacha. Él es la fuerza bruta y el brío. Aries marca un momento de corte con el pasado, representa el big bang, el inicio, el nuevo nacimiento, esta encarnación. El origen es la separación del caos, el desorden. Recordemos que Aries proviene de Piscic. El Carnero nace de las ilusiones que desencadenan los deseos. El destino se construye a partir de la acción. El karma es producto de los deseos, los cuales son la causa de la acción que mueve la rueda de las encarnaciones conjuntas, el devenir.

Aries simboliza la cabeza de los organismos. Es el gobierno, el padre de familia, el líder. Impone, ordena, instituye y defiende las leyes, declara la guerra y marca el territorio. Es la chispa que enciende el deseo y abre el camino, es la antorcha del guerrero. Aries tiene el don de encender el deseo ajeno y de empujar al otro a hacer cosas que no se animaría sin esa ayuda.

El pionero del zodiaco. es generoso, voluntarioso y bien predispuesto. El pionero tiene la visión e instara algo que no existía. Su chispa interior lo mantiene optimista. Lucha en medio de la tempestad, se sobrepone y vuelve a empezar una y otra vez. Son los líderes y soldados de la vida que dieron su vida para que la humanidad salga del letargo y conozca cosas nuevas. El trabajo de un pionero es iniciar un proceso, construirlo con ayuda de los demás y luego dejarlo funcionando para comenzar otro nuevo en otro lugar donde haga falta . Aries no se apega, No para ni un momento. Aunque tome asiento, su cabecita loca le funciona a mil, está al palo, vigila como un perro guardián. Con los años esto le provoca un terrible desgaste físico y psíquico, producto del exceso de vanidad. Cree que hace las cosas mejor que nadie. Debe frenar la máquina y descansar relajarse, compartir con los demás y delegar responsabilidades, mimarse, servirse el desayuno en la cama, hablar sin prisa y con pausa y escuchar. Si hace este cambio de actitud, vivirá más años y llegará a la vejez con menos achaques.

Fuente: Guía Astrológica de Giovanna Flores

Go Back

Comment